✅ ÚNETE a la Comunidad de IP@P ⏩ ENTRA AQUÍ
📅 Tal día como hoy 08 de diciembre... ¿QUÉ PASÓ?
Cursos Gratis
Ganar Dinero Internet
Android
Windows
iOS
MacOS
Linux
Facebook
Amazon
Netflix
Whatsapp
Twitch
Instagram
YouTube
Gmail
TikTok
Arduino
Telegram
Raspberry Pi

¿Tiene Sentido? Nuevo estudio relaciona el uso de cannabis con un aumento en el número de infartos en jóvenes

Un nuevo estudio pretende achacar el aumento en los infartos en personas jóvenes a pesar de que también ha aumentado la tasa de obesidad, tabaquismo y alcoholismo prematuro

Mario José
Autor: Mario José
Fecha: 29 septiembre, 2022 a las 12:01

Las cifras publicadas en el portal del Instituto Cardio Metabólico muestran que en los últimos tiempos los ataques cardíacos han tenido un incremento importante en personas jóvenes, menores de 40 años. Al menos, 1 de cada 5 pacientes que padece un infarto está en ese rango de edad, con las mismas complicaciones e implicaciones que el padecimiento tiene en una persona mayor.

Las razones para tal aumento son diversas. Aún así, en un reporte publicado en NBC News se sugiere que el consumo de marihuana por lo menos una vez al mes eleva los riesgos de sufrir un ataque cardíaco. Lo que extraña a algunos médicos, es que también hay personas mayores que tienen este hábito y no se les incluye en los datos de campo de la investigación.

publicidad

El cannabis podría causar ataques al corazón en jóvenes según nuevo estudio

El cannabis podria causar ataques al corazon en jovenes segun nuevo estudio

El consumo de cannabis se ha masificado a grandes proporciones en el último año. Las cifras demuestran que cuatro de cada nueve personas con edad de 19 a 30 años lo han utilizado por lo menos una vez, aunque también el aumento se evidencia en adultos de 35 a 50 años. Es así como varios estudios respaldan la teoría de que buena parte de los ataques cardíacos guardan relación con este hábito.

Joseph Wu, director del Instituto Cardiovascular de Stanford, sostiene que la mayoría de las personas tienen una percepción errónea de que la marihuana es segura y saludable. Pero, una dosis alta de THC, que es su componente principal, provoca inflamación de las arterias. Esta afección reduce la capacidad del corazón de bombear sangre, por lo que se origina dolor en el pecho, falta de aire y cambios repentinos en el ritmo cardiaco.

En tanto, el Profesor clínico Monty Ghosh, afirma que el cannabis es capaz de inducir infartos de miocardio con distintos mecanismos, pero en la mayoría de los casos su efecto es difícil de determinar. Aclara que la cantidad de personas que consume cigarrillos es más alta que la que fuma marihuana y al final este es también un factor de riesgo para sufrir ataques cardiacos.

Un estudio que se publicó en 2020 ahonda en otras razones por las que algunos especialistas piensan que el cannabis es aliado de los problemas cardiovasculares. La razón es que se deben realizar inhalaciones más profundas y aguantar la respiración por períodos de tiempo largos. Esto influye en que la presión arterial suba muy rápido, sobre todo después de la primera hora de uso.

Por ello, Wu recomienda que mientras se consolidan las evidencias médicas, se debe disminuir el consumo. Aseguró que la mayoría de los proveedores ofrecen porros que tienen un 85% de THC, comparado con el 5% de los viejos tiempos. Aparte, indica que es conveniente revisar las condiciones del corazón con un especialista y de esa forma asegurarse que todo está bien.

Cannabis o estilo de vida sedentario ¿A qué se deben realmente los infartos en jóvenes?

Otros estudios médicos alegan causas diferentes para los problemas del corazón en las personas jóvenes. Una de ellas se relaciona con el mal control del colesterol y los triglicéridos. Ambos elementos llevan a que se forme la capa de ateroma, la cual produce un envejecimiento temprano de las arterias. Afortunadamente la cantidad de muertes es del 1.2% de los casos, sin embargo no por eso hay que confiarse en exceso.

La aparición de estas capas no se puede prevenir. Está vinculada a colesterol alto en la sangre, tensión arterial elevada, sobrepeso, obesidad, tabaquismo y diabetes. Es clave para todas las personas jóvenes evitar el sedentarismo y sobre todo los malos hábitos alimenticios. Además, hay que ocuparse de tener controlado los niveles de LDL y triglicéridos, con tratamientos que sean seguros y efectivos.

Desafortunadamente los problemas comienzan en la infancia, con la acumulación de grasas y otras sustancias en las paredes. Con el tiempo, las placas que se han formado crecen y se agrandan, lo que produce roturas y trombosis que desencadenan en infartos al miocardio. En la sociedad desarrollada en la que vivimos los malos hábitos son prevalentes, lo que aumenta en gran medida los riesgos cardiovasculares.

Quienes llevan un estilo de vida sedentario no se preocupan por hacer ejercicios. En la era de las redes sociales y los videojuegos es común ver personas jóvenes que pasan largas horas frente al teléfono, televisor u ordenador, apenas apartando un poco de tiempo para comer.

Este ritmo impide que se quemen calorías, se pierde la resistencia de la masa muscular, el sistema inmunitario se debilita, el cuerpo se inflama y se desarrolla un desequilibrio hormonal. Esto a la larga lleva a que aumenten los riesgos de enfermedades del corazón e infartos.

En la otra acera están los problemas alimentarios. No se tiene una dieta balanceada sino que se recurre como salida rápida a la comida chatarra. Se sustituye el agua por bebidas gaseosas, no hay un horario fijo para comer, se compensa el desayuno con un café o un pan y se abusa de las grasas saturadas. Según la OMS, 10 de los principales riesgos para la salud guardan relación con la alimentación, por eso es conveniente tomar las medidas drásticas en caso que sean necesarias.

Ahora bien ¿Qué hacer para prevenir los infartos? La Fundación Española del Corazón indica que una de las mejores recomendaciones es practicar ejercicio físico con regularidad. La actividad ayuda a disminuir los problemas de obesidad y sobrepeso.

Además, es clave acudir a un médico con frecuencia para estar al tanto de los factores de riesgo. Con la toma de la presión arterial y los respectivos análisis de sangre se mantendrá un control estricto de la salud cardiovascular.

El Dr. Alfonso Varela Román asegura que el 80% del riesgo de infarto se puede eliminar al dejar el cigarrillo –en el caso de los que fuman-, con una dieta sana rica en verduras y frutas, alimentos que no son caros y que en la mayoría de los casos están accesibles en el mercado. Aparte, todos deben tomar conciencia de que la calidad de vida depende de ellos mismos.

🔥ÚNETE🔥 A LA NUEVA COMUNIDAD DE IP@P ¡APÚNTATE AQUÍ!

Si te quedaste con alguna duda, déjalas en los comentarios, te contestaremos lo antes posible, además seguro que será de gran ayuda para más miembros de la comunidad. Gracias! 😉

Temas

Mario José
Autor: Mario José

Licenciado en periodismo, especializado en investigación, busco la verdad de todas las cosas. Ahora centrado 100% sobre temas de tecnología, informática e Internet.

Publicidad

Últimas Noticias

Deja un comentario